SumpaVive 2012: Yuliana Marcillo

Imagen

 

Chone, 1987. Poeta, narradora y periodista. Co-editora del diario manabita LA MAREA. Poemas suyos se han publicado en diarios, revistas y antologías impresas y digitales. Integró el taller literario SOLEDUMBRE de la Universidad Laica Eloy Alfaro de Manabí dirigido por el poeta Pedro Gil. Ha participado en algunos encuentros literarios. Autora del Libro “No deberían haber mujeres buenas” (Mar abierto, 2011). 

 

-o-

YO

 

Yo,

Tú alcantarilla favorita,

Amante perfecta para cerdos de trinchera.

Cola de pájaro, residuo de niño que se quedó dentro

Despojo que vive en humedad recia

La segunda, la tercera, la cuarta,

La flor que parece muerta,

Yo te pido que me dividas, que te dividas, que nos dividas.

 

La que te besa es un trapo tendido

Soledad que se convierte en cama

Si aparece la gente muere la gracia

Todo se jode y me convierto en masa

Preguntas y preguntas

Y me voy quedando sin respuestas

Como los domingos que nacen sin horas,

Cabellos que piden disculpas y luego se ahorcan.

 

Ya no escucho la noche,

Voy inventando, luciendo mentiras baratas

Te olvidas del mundo que en mi vientre sembraste

Ven, apoya la boca y espera que amanezca.

 

Yo,

Sucia, despeinada, llena palabras

Me dices estás bella.

¿Bella?

Pero si estoy hecha de soledad y tierra, te digo.

Y en el pelo llevo lágrimas que simulan ser liendres.

Insistes en comprar mantequilla y queso para la cena.

El amor carece de elegancias,

es el gato que pasea por mis calles.

 

 

-o-

 

 

DISIMULO

 

Disimulo que no tengo manchas

Que la leche está muy cara y por eso tomo agua

Le saco hasta la última palabra a mi libro mudo

Disimulo sonrisas que llevo abajo.

 

Letras sobrias que se encuentran encerradas,

Díganle que llevo la sangre sucia.

Que aún recuerdo cuando me besaba en la frente, en la gloria.

Sus dedos llegaban a lo oscuro y luego me decía, calma.

 

Cama es lo que sobra

Por eso mejor me trago las ganas.

Me mudo al siguiente año, quiero morir después y no ahora

Que soy amiga de los pescadores del parque cuando hay veda.

 

Camino a paso rápido.

Gasto minutos del día, ignoro la noche.

Me visto de negro y me voy de entierro.

El mar, las gaviotas nos miran y se excitan.

 

¡Qué le calmen el llanto que desayunó en dos años!

Yo la distraigo con cualquier chupete de feria.

Vemos juntas el amanecer y procuro que no queden señas,

En casa mi madre espera.

 

No me des flores, dame un revólver.

Quiero acabar la disfrazada Navidad.

Todo verde, todo rojo, la dicha de un día es un tiempo falso.

 

Y si me río sola, me amarran los brazos,

Diabla porque visto música negra, cuerdas sin reglas.

No soy lo que los loros desean,

Yo soy el barco y de tripulantes no quiero a cualquiera.

 

 

-o-

 

 

DÉJENME SER LA BALA

 

Mi vientre que no besas reclama en las difuntas noches.

Voy contra lo patético

Porque no tengo tiempo para consentir amores engreídos

Porque besos con lujuria encadenan la casa

Esconden el agua y envuelven la soledad en sonrisas frescas.

 

Si esta es una guerra, déjenme ser la bala.

¿Dónde se marca la diferencia si todos tenemos hambre?

Buscamos la presa más gorda, a la misma hora después de clases,

Ellos en la cama, nosotros encima de libros.

 

Tú le estás dando por la vagina y yo me estoy dando por los ojos.

Porque no duermo ¡maldita sea!

Privo la rutina con tal de escaparme.

Y es que ahí, en medio de tantas letras, me encuentro conmigo misma.

Demonia que chupa el agua bendita de una Pilsener

Que mastica a la agonía cual chicle viejo.

La vida se convierte en una masa,

Se aferra a un zapato viejo y se va secando hasta quedarse en nada.

 

¿Se da cuenta señor?, no se trata de una estrategia, para eso está el Gobierno.

Lo que salta de mi ventana es el insomnio,

Las consecuentes imágenes del Kamasutra que pasan por la tele,

A las diez y cuarenta y cinco, hora en que los niños sueñan con piernas,

Hora en que yo me cuestiono: la sombra o el credo.

 

Libertad o sangre, me dices.

Poesía o muerte te digo yo.

Que sea la muerte entonces, deja que ella venga despacito.

Se disfrace de Dios y nos embriague de placer.

Deja que termine en mi ombligo y limpie los canales que vomitan pescados.

Y desde allá arriba gritaré que te odio y dañaré mi himen a puñetazos.

Porque nadie merece manjar sin antes probar el infierno.

Porque no es cuestión de meter y sacar, si de todas formas me dejas jodida.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Andrés Lalé

Imagen

 

Guayaquil, 1986. Poeta. Creador del Grupo Activista Literario los del Cerro. Autor de los poemarios “Coágulo”, “Cuatro Paredes. Miembro del Centro Cultural “Guayaquil de la Culata. Gestor Cultural, organizador de los eventos “Nuestros Artistas, fusión de poesía – música electrónica” y “Oxígeno”. Ha intervenido en performances literarios en el Malecón 2000 y del Salado, y en recitales organizados en  Guayaquil. Actualmente reside en Quito y desempeña la labor de docente de segunda enseñanza en la Cátedra de Lengua y Literatura.

-o-

I

 

Soy una balanza descontinuada y vieja

midiendo el peso de la noche

mostrándome a la luna

haciendo guardia bajo el cielo,

un movimiento sobre las nubes

suponía pájaros jugando a las escondidas,

eran ángeles vendiendo alas robadas.

 

“Ya no dan la noche para soñar,

ni la dieron, la hemos robado

en las farmacéuticas del silencio”

Se repetía aquel misterioso unísono

susurrándome y entre el arrullo

recordaba las épocas rubicundas

cuando los morbosos

no eran eliminados del messenger.

 

Veo una porno y siento ver nada,

como ver el modelo invertido

en la clase de dibujo para dibujarlo

desconéctame de su forma.

 

Ser un gato

motivarme al juego

con cualquier movimiento

así sea el venir de los puñales…

 

Sonreír la apuñalada como asumir un buen chiste.  

 

 

SOBRE EL MAR

 

El cuerpo es aserrín.

La alegría es incendio.

Recuerdo es ceniza

testigo de un fuego que se aleja

con la brisa de la ausencia.

 

Los olores no llegan

las narices recibieron mal

el tiempo del encuentro.

 

Se abrazaron las lenguas,

el dedo se mojó

en el interior del centro.

 

Es noche, le huimos a la luna

que sabe las huellas de la noche

pero necesita saber las huellas del día

que refugia con luces de olvido,

supuesto olvido.

 

Las líneas del iris

son oscuridades profundas

donde se observa el alma,

ahí se deberían clavar las miradas

que el abismo las pierda

en el sinfín de la caída, 

la oscuridad sea la certeza

de un buen sentimiento.

 

El fuego se alimenta con cuerpos

me siento un solitario Adán

viviendo en un Edén

con un Dios y una mujer.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Edison Guerrón Raza

Imagen

 

Carchi, 1985. Narrador y poeta; Comunicador Social por la Universidad Central del Ecuador. Autor de “La Casa Donde Mueren las Abejas”. Se escabulle desde temprano entre las largas piernas de los certámenes literarios: Segundo lugar en el XI Concurso Nacional Interuniversitario de Cuento de la Universidad San Francisco de Quito en 2006. Diploma al mérito cultural otorgado por la Universidad Central del Ecuador en 2006. Premio Proyectos Literarios Nacionales del Ministerio de Cultura del Ecuador en 2008. Presea al mérito literario en los XVII Juegos Florales “La Orquídea de Oro”. Segundo lugar en el concurso de cuento y poesía organizado por la Alcaldía de Tulcán en 2001. Primer lugar en el Primer Concurso de Autores Tulcaneños organizado por el Ilustre Municipio de Tulcán en 2004. Sus escritos han aparecido en diversas publicaciones antológicas y obras compartidas como: “Tulcán y sus nuevos cuentos”, “Antología poética del Carchi, volumen 43 de la Colección Rumichaca” editado por la Casa de la Cultura Núcleo del Carchi.

 

-o-

SUEÑO CETÁCEO

A Santa Elena, por la poesía

 

“…no saben la de cosas que se escuchan cuando tus paredes son, todas de papel…”

Nacho Vegas

Corro con suerte

cepillo mis dientes

atraso la marca hedionda

de la lejana piel arrugada

me derramo la sabia del árbol transparente de la vida

las piedras de la isla se mueven muy despacio

la sal agrieta el cuero

vestigio de lo que queda

mezclando la levedad de su silencio

con la violenta espuma

de seres extraterrestres

agitándose gigantes, grasa y sangre

la luz chorrea aromas de aguasal

sodio diluido

óxido ferroso, belleza palpable

del olor de los pescadores.

 

Camino una orilla sin viento

mi huella se enternece

en posición fetal

y se degrada

Suavemente.

 

Juego a ser contra la arena

juego a ser

y pierdo…

A veces

CHIMBILACO’S HOUSE

 

Decoraron mi casa

murcielagario, jaula de lobo

(alfombra  de arena, tapiz de arena, lámpara de arena)

todos los postigos de todas las ventanas

los clavos, las bisagras,

cada reloj

es un reloj de arena.

las paredes las pintaron de coloides transparentes

el techo

humor acuoso

miradas derruidas

negro vacío del cielo dándonos la espalda

 

Mi piel – ventana

y cada postigo de cada ventana

y cada ventana

suda y apesta

mortecina, carroña, sanies vomitadas

carnis data vernífuga

hiede a luz

para las flores

del cementerio

 

Vuelo gritando, buscando a eco

chimbilaco

flor de Narciso

con branquias magulladas

y funcionales

 

Tu pop art

redecoró la sala

la nada, microfísica del frío,

es no poder morderte los pezones

a mi antojo

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Agustín Guambo

Imagen

 

Quito, 1985. Psicólogo Clínico por la Universidad Central del Ecuador. Actualmente cursando la maestría de Antropología en Flacso-Ecuador. Ha participado en varios encuentros literarios como Letrarte, Argentina. Ha publicado “Yellow dog blues” y Popeye’s Sea. Algunos de sus textos se encuentran antologados dentro y fuera del país. 

 

-o-

AUTO AHORKAMIENTO

 

a mi padre…

 

Miro el kadáver,

con todos sus pliegues

(hueko silencioso)

Lo veo estremecerse

con cada lágrima

de óxido de calcio

que escapa de sus huesos.

La mirada en guiñapos

me dice que tenía

familia, trabajo, tedio.

Sus manos,

son pruebas de una humanidad fidedigna.

¡CRASH!

                               ¡CRASH!!

                                                               ¡CRASH!!! 

Lo pateo por kobarde,

por ser piel y nervio

 

 

Lo pateo   ¡CRASH!

                                                               ¡CRASH!

Por ser un corazón sigiloso

Miro el cer0 que es su cuerpo.

Lo injerto en mi nuka.

Lo cargo;

sus ganglios tiritan.

Sus venas verdes,

naufragio de vida,

amenazan mis ojoskuervos.

 

Se abre el nicho.

Ingresa el kadáver,

rueda cuesta abajo.

El olvido le penetra por las uñas

                               ¡Llora!

Mientras arrojo agua sobre sus pies de enredadera

 

Mañana será, polvo

Pasado, reloj de arena

Luego, solo luego, será mi letra…

 

 

-o-

 

XI

 

Arena,

                quedará de ella y de mi

                después del amor

Arena,

                en la que otros cuerpos

                                                               hundirán sus huellas…

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Cristopher González

Imagen

 

Santa Elena, 1989. Egresado en Finanzas y Auditoria por la UTE, campus Salinas, escritor aficionado en poesía y narrativa, también ha participado en diferentes proyectos culturales de cine (cortometraje y documental), representante de la ciudad de Salinas en el festival Sumpa Vive 2012. Actualmente prepara su primer poemario.

 

-o-

EL NIDO

 

¿quién te puso allá arriba?
nido de absurda rama a través de la pared
enigma como de los lugares recónditos
estatuas que resuelven su origen
porque en otros, nunca las trabajaron 
pero conozco perfectamente a los pájaros
pero pregunto otra vez
¿quien te puso allá arriba?
una larga contemplación 
abre dudas sobre los depredadores
como la cacería es impune
ante los ojos de quien no los tiene 
me guste o no
desee o no
me afectara el nido que decidí ver
cuando lo bajen yo esperare otra destrucción
de lo que conocemos

 

 

-o-

 

CANCIONES DE PLAGIO TRABAJADO

 

tratando cada vez rara insignia
el plato de conjugaciones esta vez fue nuevo
y quiero encontrar la llave de mi realización,
bajo la alfombra de un indeterminado obstáculo 
que hasta rezaría por encontrar palabras,
que dentro del cofre que no es mi cabeza
no es este mundo

y los tengo que usar, 
justamente recuerdo tras imaginar
y pienso mientras divaga mi mente
bibliografía de mis futuros libros
álbumes sin editar 

 

-o-

 

 

CULPA

 

muertos por poemas
trueque más antiguo
cada poema es un funeral
es un asesinato 
es el mal uso del ingenio 
todos deben leerte
los mejores tanto saben
de programar caos
vienen las autopsias
nadie da con la poesía
arma impune que edifica en los captores
bibliotecas panteones

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Jorge Gómez Valdez

Imagen

 

Quito, 1985. Licenciado en Comunicación y Literatura por la Pontificia Universidad Católica del Ecuador. Ha estudiado pintura y grabado. Formó parte de los talleres literarios de la CCE, con Edwin Madrid; miembro fundador de los grupos culturales “Machete Rabioso” y “Sexo Idiota”. Ganador del X concurso de grabado organizado por la Estampería Quiteña.

 

-o-

CADA NOCHE,

 

después de despertar

habrá otra cosa que deba

ser bautizada,

Distinguir, por ejemplo

El nombre de la avispa

decantado por el sol,

La fecunda tierra

Que palpita

sin hijos y sin padres

Bajo un millar de hojas

Por vaciar

Sostener

en labios ajenos

Este fragmento de muesca;

trepidante ante el vacío

De la resurrección.

 

 

-o-

 

 

Uno quiere sostenerse con las rodillas y caminar a través de los rastrojos de aves empedernidas, suplantar a los dioses cuando aman, tomar la soga del tiempo y ponerla alrededor del cuello de un monigote que pretende recordar su historia con una voz pregrabada. ¿Quién gritó aquello de que lanzar marionetas al océano era el último paso hacia la evolución?

 

Algunas veces, uno se resguarda en una covacha y no comprende si construye un hogar o ha descubierto las raíces de la infancia bajo un toldo iluminado por un arroyo de neón y latas canoras. Sin embargo, la mayoría del tiempo olvida y cubre las voces de los muertos con llantos estridentes, playas vacías, mareas desconocidas y rocolas maquilladas (únicamente para empantanar y hundir aquella canción que terminará por desgajar las orquestas del universo).

 

En las más grandes fantasías, las verdaderas mujeres se sostienen con tacos, los marcos hablan a través de las paredes -con una voz ronca de madera fermentada- e ignora a las pinturas y sus ridículos colores de televisión barata. En la memoria, las palomas están destinadas a ser eternas montadas en cables de tensión. En este silencio, no hallamos más que los reclamos de los muertos, demonios tejidos por manos infinitas en los ojos de las amantes de turno, niños estupefactos mirándonos desde una vitrina. Nunca hemos podido más que sembrar silencio y cosechamos dunas carentes de irregularidades o detalles tiernos a la vista. En el vacío estamos nosotros y es irrefrenable. Allí se guarda aquello que nos trataron de decir quienes nos amaban -como si apenas nos conocieran- cuando nos palmearon la espalda antes de partir.

 

En vez de saber a ciencia cierta cómo despedirnos, hemos aprendido a asentir con educación en los momentos más inoportunos y damos a luz cada segundo, un pedazo de tortura, un alma ajena e imperfecta que nos gobierna incluso en los pecados más embriagantes. En vez de ser olvidados, elegimos cometer los crímenes más deplorables: los actos más nuestros resguardados por una jaula de colmillos. En vez de arrojarnos sobre un instante sacrosanto, componemos un pasado irresoluto para enaltecernos. En lo que desconocemos estamos nosotros con una insoportable respiración que surge a borbotones. Entonces, callamos y nos sentamos sobre un minuto abortado, una hora asfixiante, una sombra anquilosada que a horcajadas oprime lo poco que nos queda. Y uno no desea saltar de su tumba hacia el mundo, uno no desea cambiar su realidad maltrecha por un cartón de conservas cuya etiqueta brilla incluso en los momentos de la más ansiada ceguera. Uno no puede atreverse a luchar cuando, a sus espaldas, se encuentra el nacimiento de una soledad tan antigua y al otro lado, la sola mención de un futuro comienza a llevársele la piel por delante.

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SumpaVive 2012: Pablo Flores Chávez

Imagen

Quito, 1988. Textos suyos aparecen en: Anthology of Poetry by Young Americans. Grand Rapids, Michigan. Estados Unidos. Revista La Casa, de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, y Apéndices. Ganó el Primer lugar del concurso Poeta vs. Poeta. Cafelibro. Segundo lugar en la Tercera categoría de Poesía del concurso Literario Día del Libro y la Rosa.

 

 

-o-

 

LASCIVIA DE LA RAZÓN PURA

 

I

 

Para aquel que construye su propio templo

enardecido por la claridad del aullido alrededor:

<<la orfandad de los mortales es más grande que lo aparentado>>

 

He aquí el alarde del deliquio imponiendo su enseñanza de recuerdo falso:

 

En la fiebre desgastada del lomo metálico de la noche,

aquella retirada se origina del tambaleo de un abalorio asido a su lumbre.

Al regocijo de la herencia enceguece el agua turbia

                                                                  la caída de los poseídos.

 

 

II

 

Como fin del rapto que desespera  la virtud de la carne ideal,

aplaudimos con lágrimas:

encorvado  el casco en rémora de venas al latente destino del depredador,

sucedió del escarnio el escozor de los escombros aún entredichos por el hombre:

 

<<Urgido el mar en su mutismo adentro desviará el curso de la barbarie.

Su rezo sin embargo es terrestre,

puja su renuncia de verdad hasta hundirla>>

 

 

III

 

Insisto que perturbaremos el deseo al ser la única escritura usurpada por la tragedia

–que también ha vaciado todo lo prescindible- ,

conozco a quienes han idolatrado la espalda agusanada de otro

y no han vuelto para contarlo.

 

La vida sólo se desprende de su envejecimiento cuando no le es suficiente más vida.

 

Busco desbocarme,

sin queja adormecer los sollozos de la fronda que cubren los gallinazos:

 

Dentro de este nuevo prodigio hemos necesitado de la ofrenda para prohibir la mirada.

 

 

-o-

 

 

SENDERO

 

Buscar fantasmas tiene que ver con frecuentar olvidos

Alberto Verón

 

 

(Promesa de madre a hija sobre el  retorno de los espectros)

 

Cada exhalación detrae asecho de venganza

tras asir el sexo de otros en su afán de vivir eternamente:

 

(Celestía:

Desconsuélate de los aforismos por más grande sea la historia del hombre, en ellos el por venir

pareciera una promesa del incesante retorno de los espectros,  pero todo fin asume su enigma de

castigo una vez suplantado su origen.

Por eso busca la pira donde nazca el sacrificio de la ofrenda:

Inmensidad que trae bruma en el alarde de los pájaros picando un ojo muerto.)

 

Aquel mutismo antiguo ha de morir con el aire de la última profecía:

 

Fecunda es la sangre que se acumula en los océanos.

El mal de la muerte el silencio lo cura.

Fecunda es la sangre que se acumula en los océanos.

El mal de la muerte el silencio lo cura.

Fecunda es la sangre que se acumula en los océanos.

El mal de la muerte el silencio lo cura.

Fecunda es la sangre que se acumula en los océanos.

El mal de la muerte el silencio lo cura.

Fecunda es la sangre que se acumula en los océanos.

 

 

*

(Porque composición evolutiva de la especie también es plasma e incineración de

nuestros cuerpos)

 

Una vez más se desmitifica  el frenesí del regreso de las estrellas

conforme a la falleciente luz de la primavera sobre el invierno.

 

(Ruega por nosotras Celestía,

que una vez paridas hallamos destruido la ilusión del universo)

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario